FANDOM


Cortinas color vino
Estoy muy feliz de estar en la nueva casa que compraron mis padres, no es tan grande que digamos, pero aun así me agrada. Ya llevamos más de 2 meses en el nuevo vecindario y me llevo bien con algunos chicos y chicas.

Siempre al llegar de la escuela hago mis deberes y al terminar les pido permiso a mis padres para salir a despejar mi mente y conversar con mis amigos. Pero algo me pone nervioso… Mis amigos dicen que en la casa donde vivo había una familia con dos pequeños gemelos, niño y niña, que dormían en habitaciones separadas. Al parecer, cada noche, en la habitación de la niña se encendía y apagaba la luz cada 3 minutos pero no se escuchaba ningún ruido.

Después de varias semanas de estos sucesos, la niña se veía pálida, padecía de insomnio y tenia sus nervios al limite. Los padres la habían llevado con un doctor pero al parecer no estaba enferma, pero el doctor dijo que quizás ella tenia problemas psicológicos. Sus padres, sin pensarlo, decidieron llevarla a un psicólogo para tratar de averiguar lo que sucedía. En ese mismo día, ellos regresaron, pero no había ninguna señal de la niña.

Los chicos dicen que seguramente se la llevaron a un manicomio, otros dicen que murió y la fueron a enterrarla a algún sitio lejano. Pero no creo nada de lo que dicen.

Yo soy hijo único, pero no por mucho. Mi madre tiene 8 meses de embarazo y al parecer tendré una hermanita. El día en que mis padres me dijeron esto lo tome de mala forma, pero al pasar de los meses he hecho memoria de lo maravilloso que se sentiría que fuera hermano mayor, tendría a alguien que me vea como un ídolo a seguir, le enseñaría lo que es bueno y lo que es malo.

¡Hoy es el día! ¡Mi madre vuelve a casa y por fin veré a mi hermanita! Se llama Sally, papá dice que es igual a mamá. Cuando mamá llego, me miro con una sonrisa y en sus brazos tenia a Sally, era pequeña y rosada. Le di un beso en su frente y parece que ella me sonrió, mamá y papá están felices de verme actuar de esa forma.

-Thomas, hijo, recuerda que cuando tu hermanita crezca tu tienes que dormir en la nueva habitación.

Se me había olvidado eso, yo tendría que dormir en la habitación del medio mientras mi hermana se adapta a la casa. Esa habitación…. es la de la niña de las historias que me platican mis amigos.

-Emmm… Está bien- le contesté a papá.

En estos días, papá y yo hemos pintado y amueblado mi nueva habitación. Es pequeña pero es de mi agrado. Al abrir el armario vimos que en el suelo habían unas cortinas de color vino, parecían antiguas o que estaban ahí adentro desde hace mucho tiempo, estaban muy empolvadas y papá se las llevo a la lavandería.

Revisé el apagador, por curiosidad de que la luz se encendiera y apagara correctamente, parecía estar bien… No tengo de que preocuparme… Además, yo no tengo de que preocuparme, la habitación de mis padres esta al lado y ellos pusieron cámaras en todas las habitaciones por seguridad.

Mis amigos me han preguntado si he visto algo raro en mi habitación o en mi casa, ellos saben que yo he dormido ahí desde hace una semana, pero les dije que no. Ellos se preocupan por mí, ¿sera que la historia que me habían platicado era real y no una broma?.  En eso, llegó una chica, blanca, rubia y de ojos claros.

-Eres Thomas, ¿cierto?

-¿¡Eh!?, ¿te conozco?

-Solo quiero decirte que tengas cuidado.

Al decirme esto, se fue corriendo y nos dejo pasmados a mis amigos y a mí.

Esa noche me fui a mi cama y vi que papá puso las cortinas de color vino, mi cuarto estaba mas oscuro de lo normal pero eso favorecía a que yo pudiera dormirme más rápido. Pero en medio de la madrugada, algo me despertó.

Sentía que me estaban observando, tenia calor pero a la vez sentía mis extremidades frías, trate de mirar alrededor pero no veía nada, hasta que vi hacia las cortinas y vi dos pequeñas luces verdes. Me cobije la cabeza y trate de dormirme…

Pero el miedo me invadía y me asomé por un pequeño agujero de mi cobija… Ya no había nada… ¿Sería el miedo lo que me hizo ver eso?

A la mañana siguiente le pregunté a papá que si podría revisar las grabaciones de las cámaras, el me respondió que si e inmediatamente las fuimos a ver… Todo parecía normal pero al ver mi habitación, solo podíamos ver que yo me cobijaba y temblaba.

-Thom, ¿qué pasó ahí?

-Papá, yo había visto dos pequeñas luces verdes por las cortinas, pero no sé porqué la cámara no las captó.

Papá me miraba de una forma que nunca había visto. Me sentía raro al presenciar eso y que las cámaras no estuvieran de mi parte. Pero, ¿por qué sucedió eso?

Salí a dar una caminata por el vecindario, no parecía el mismo, ningún chico o chica estaba en la calle, no se escuchaba ningún sonido de la naturaleza… Todo parecía estar abandonado… Cuando volví a mirar a mi casa, me di un gran susto, la chica de ayer estaba detrás de mí.

-Véte.

-¡Lárgate de mi casa!

Esa chica me asustaba, su cara estaba llena de manchas, sus uñas eran largas y su ropa parecía estar llena de barro. Y en ese mismo momento escuché el claxon de un auto, volteé y vi que era el auto de uno de mis vecinos.

Todo el vecindario volvió a la normalidad y la chica ya no estaba. Empecé a tener miedo de este lugar. Volví a casa y vi que mamá y papá estaban hablando con un señor.

-Thomas, él es el doctor Richards.

-Mucho gusto, Thom- me dijo mientras me daba la mano.

-Mucho gusto, señor.

-Thom, ¿por qué no estás hablando con tus amigos?- Preguntó mamá.

-Es que… Vine por un vaso de agua.

Tomé un vaso de agua, estaba muy asustado, y más al ver a este doctor que no se de donde salió. Al salir nuevamente de casa, vi que mis amigos estaban mirandome de  una forma extraña.

-¿Qué sucede?- Pregunté.

-Dinos, ¿qué pasó en medio de la madrugada?

Parecía que la noticia se había dado en todo el vecindario, les conté lo que me pasó y quedaron pasmados. Uno de mis amigos me dijo que el doctor Richards es un exorcista y que ya había estado en la casa desde que la otra familia pasó por los hechos de la niña. Tengo miedo… ¿Qué pasaría si sucede lo mismo conmigo? ¿Si me encierran en un manicomio? o… ¿Desapareceré?

Ya han pasado 2 horas y el Dr. Richards parece al fin irse, miré a mis padres y parecían asustados. Me miraron y me hicieron unas señas de que volviera a casa. Al entrar todo estaba en silencio… Sally estaba dormida, papá y mamá estaban alistando la cena y yo estaba en el sillón volviendome loco con lo que esta pasando.

Ya es la hora de cenar. Mire a mamá y la noté nerviosa, sus manos temblaban y parecía que quería llorar… Papá le frotaba la espalda y trataba de calmarla. Esto se volvía cada vez más terrorífico. Después de la cena, mamá tomó todos los trastos y se puso a lavarlos.

-Thomas, alístate para dormir- Ordenó papá.

Me levanté de la silla y me dirigí a mi habitación… Pero, la puerta se cerró al instante que entré, escuché a mamá gritar: “¡NOOOO! ¡ES MUY PRONTO!”.

-¡MAMÁ! PAPÁ!- Grité con todas mis fuerzas…

Las luces de mi cuarto empezaban a parpadear, y a la vez vi que todo se ponía oscuro. Los muebles se desvanecían y los gritos de papá y mamá se alejaban. No podía hacer nada…

Esto es otro sitio, volví a ver a mi alrededor y lo que vi fue simplemente las luces verdes que se dirigían hacia las cortinas… No tenia otra opción mas que ver que era lo que había detrás de las cortinas… Cuando las aparte vi a mis amigos estrangulados, con sus órganos fuera y sus ojos negros.

No pude resistir y empecé a llorar. “¿Qué es este sitio?”, me dije. Y escuché a alguien llorando.

-¿¡Sally!?… ¡HERMANITA, YA VOY A SACARTE DE AQUÍ!

Podía escucharla cada vez más cerca y llegue a una puerta azul. Al abrirla todo estaba negro, no había nada de luz… Y vi nuevamente a la chica alzando a Sally.

-¡DEJALÁ!

-Pobre Thom… ¿No has notado algo?

-¿Qué tenía que notar?

Estaba en un sitio horripilante, esto era un caos, era una pesadilla. Mis amigos, mamá y papá ya no están y solo quedamos esta niña, Sally y yo.

-Thom, ¿quién es tu hermanita?

-¿¡Qué!? ¿Por qué me preguntas eso? Mi hermanita es Sally… No sé a que quieres llegar.

La niña se arrodilló y se puso a llorar, yo caminé lentamente hasta llegar donde Sally y alzarla… Pero, me llevé la peor sorpresa… Era un simple muñeco.

-Te odio- Dijo la niña.

-Mamá y papá sabían que ese cuarto estaba poseído y te querían más a ti que a mí, y por eso me hicieron cometer mi propio suicido al entrar a ese cuarto. Ahora, tú por tu miedo y tristeza vives día a día esta pesadilla. Esos niños y niñas… ¿Los recuerdas? Eran nuestros amigos, Sally fue solo una ilusión tuya para sustituirme, hermanito… ¿Qué se siente estar en un manicomio encerrado más de 60 años y solamente recordar que detrás de las cortinas estaba mi cuerpo destripado?

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar