FANDOM


The hypnotic dead

the toymaker's symbol

Hola, mi nombre es Michael. Supongo que todo el mundo conoce a Slenderman. Sí, ya sé, ese hombre que lo manipularon en un experimento, que no tiene cara. 
Como sea, más de alguno de ustedes sabe que busca un amigo para que él se sienta feliz, por eso busca niños y... bueno vayamos al punto. Yo fui unos de los amigos de Slenderman, pero lo odio con toda mi alma. En serio, no se imaginan como lo odio.

Era un niño, no tenia amigos, todos se burlaban de mi, porque yo nací con tres dedos en mis dos manos. Al principio me costaba mucho escribir y necesitaba la ayuda de mi profesora para escribir, pero después ya no me costaba tanto como antes. Sin embargo tenía una gran obsesión con los juguetes, me gustaban tanto que un día quise crear mis propios juguetes con los sacos de harina que mi mamá siempre traía, y para mi el mejor lugar para crearlos era en el bosque, era un lugar cómodo, sentado de un árbol grande y viejo. Ademas si me daba hambre sacaba unas de sus manzanas y me los comía.

Un día fui al bosque, donde siempre me sentaba, de pronto escuché unas pisadas y sentía que alguien me estaba observando, agarre mi tijera de costurera, estaba asustado, ¿Quién no se pone nervioso cuando estas en un momento de suspenso? De pronto miro al frente mio y había una persona muy alta, tenia brazos y piernas largas, no tenia cara y vestía de un traje formal, di unos pasos atrás, hasta que el extraño ser hablo con una voz muy ronca:

—No tengas miedo de mi, no quiero hacerte daño. 

—¿Qui...quién eres?

—Soy Slenderman, ¿cómo te llamas muchacho?

—S-Soy Michael.

Realmente estaba asustado, la criatura se agacho y se puso a mi altura.

—Oye tranquilo de verdad no tienes que temerme, si realmente quisiera matarte, lo habria hecho antes. Una cosa...¿Ese es un muñeco?—señalo el juguete que estaba haciendo.

Con una voz mas calmada respondí:

—Si, es un muñeco que estaba haciendo desde ayer. 

Happy slenderman by rookie141-d5738g2

—Me impresionas Michael, ¿y no te cuesta mucho hacerlo?

—La verdad no, mucha gente me dice que soy hábil en hacer juguetes con mis tres dedos. 

Slenderman quedo sorprendido que en cada mano tenia tres dedos y no cinco. Nos quedamos toda la tarde hablando, hasta que mi mamá me empezó a llamar.

—¿Te voy a volver a ver?

—Claro, si tu quieres, puedes ir a buscarme en el mismo lugar que sueles hacer con tus juguetes, y además somos amigos ¿no?.

Quede perplejo, por primera vez tengo un amigo, que orgulloso me sentía, yo le sonreí y moví la cabeza diciendo "si, si lo somos", antes de entrar a mi casa escuché un susurro que decía <<Gracias>> estaba feliz.

Al pasar los años el vinculo que forme con Slenderman fue mas grande, ya tenía unos 28 años, abrí una juguete-ria, todos los niños venían a ver mis juguetes, cada día vendía 30 juguetes al día, toda la noche creando muñecos, figuras de acción, marionetas, títeres, peluches, etc. Después de crear y construir juguetes, Slenderman y yo solíamos caminar por bosque, me gustaba dar caminatas nocturnas, hablábamos mucho, pero no todos los días podía ir a visitarlo por los horarios de trabajo, y el lo entendía perfectamente.

Unos meses después conocí a una joven hermosa, Gabriela, era hermosa, ojos color marrón, con pelo castaño claro y liso, estaba muy feliz viviendo con ella ahora, pero como excusa para ir a ver a Slenderman le decía:

—Voy a mi taller a construir más juguetes—obviamente sí teníamos tiempo para estar juntos, no es por presumir pero yo era muy organizado y astuto.

Le conté a Slenderman lo de Gabriela, pero para mi sorpresa no se veía contento, se veía preocupado.

—¿Oye, te sientes bien? te ves preocupado.

—A decir en verdad me preocupa que ella sea un obstáculo... 

—Espera... quieres... ¿Que estas celoso?

—No, Michael, es por otra cosa—dijo mientras dirigia su mirada hacia a mi.

¿Y que es entonces?

—Michael la razon del por que me he acercado a ti, es para llevar a cabo un proyecto que lo he estado planeando durante mucho tiempo, y es que quiero que te vuelvas un proxy.

—¿Proxy? ¿Que es eso?

—Bueno, digamos que serias un servidor hacia a mi y para ello, quiero que olvides a Gabriela y todo lo que conociste y amaste para unirte hacia a mi. ¿Que dices?



Lo mire con una cara de decepción como si todo el tiempo esta amistad solamente fue una gran menitra, el jamas fue mi amigo, solo fui y nada mas que su conejillo de indias.

—Perdón Slenderman. 

Me puse de pie y empecé a irme del lugar, pero luego sentí algo en mi hombro

—¿Oye, a dónde vas? ¿por que te vas tan pronto de lo normal?

—Gabriela es especial para mi ¿y tú quieres que me deshaga de ella solo por que quieres que sea como...no se un sirviente para ti? Lo lamento, pero eres de esas personas manipuladoras que hacen se hacen por alguien mas...

De pronto slenderman saca un tentáculo de la espalda y me empieza a apretar el estomago.

—No tienes ni idea de lo que he pasado, sabes que ¿Por que no terminar el vinculo que formaste conmigo? ¿Ah?

Me empezó a estrangular y solté un grito de dolor, de pronto slenderman se dio cuenta lo que estaba haciendo, me soltó y caí al suelo de rodillas, vomite un poco de sangre y lo mire a el, me pare y empecé a caminar.

—Michael...yo solamente...

Me fui corriendo, dejando solo a slenderman, fue muy doloroso para mi romper nuestra amistad, pero lo que viene es mucho peor.

Tres semanas después, Gabriela y yo nos casamos, estábamos tan felices, que con ese tiempo que yo pasaba con slenderman, ahora lo pasaba con mi esposa, pero Gabriela empezó a tener pesadillas todas las noches, yo sabía perfectamente de que estaba hablando, pero como esposo le decía "No te preocupes, estaré siempre a tu lado".

Una noche fui a trabajar, a crear más juguetes, le estaba haciendo una muñeca a mi esposa, cuando salí de mi taller, vi a Slenderman dirigiéndose a mi hogar, rápidamente me subí al auto y poniendo a fondo el acelerador fui a mi casa, al llegar Gabriela me vio y muy asustada me dice:

—Michael ¿Que sucede?

—No hay tiempo de explicaciones tenemos que irnos de aquí lo antes...

Se escucha que alguien entro a la casa, estaba paralizado.

—Vamos al sótano—dije asustado

Corrimos y bajamos las escaleras, cerramos la puerta, la bloqueamos y nos quedamos callados.

—No hagas ningún movimiento y trata que tu respiración sea lo mas posible silenciosa. 

Nos quedamos allí por un buen rato, estábamos como estatuas, se seguían escuchando los pasos.

Michael es mi idea o esta empezando a hacer calor. 

Empecé a notar un olor a quemado.

—Tenemos que salir de aquí, se esta quemando la casa. 

En un momento Gabriela estaba paralizada, me apunto con el dedo y atrás mio estaba slenderman.

—CORRE—grite

Esquive el ataque de slenderman y salimos del sótano, al ver el espectáculo que nos esperaba, todo estaba con fuego, tratamos de correr, pero unos segundos después la casa exploto.

Cuando abrí los ojos, quedé sorprendido, como pude sobrevivir una explosión como esa, estaría hecho cenizas, al menos que sea un...de pronto vi el cuerpo de Gabriela quemándose y además tenia un agujero en el estomago, se me empezaron a caer lágrimas.

—No... Gabriela... tu no... no me dejes por favor, no te vayas. 

Había un espejo de mano roto, me mire, mis mejillas estaban derritiéndose, el labio superior e inferior se quemaron haciendo que mis dientes se mostraran (tal como un cascanueces), había un agujero en mi frente haciéndose mostrar parte de mi cráneo, y había partes de mi cabello que estaban quemadas y otras no.

Empecé a llorar, esto es demasiado para mi. En un momento abrupto paso unos recuerdos pasó por mi cabeza, todas las burlas, el rechazo de mis familiares, la muerte de Gabriela,  y el más importante, el desastre que provoco Slenderman.

Escuché de nuevo los pasos, ya sabia de quien se trataba; me escondí detrás de los arbustos. En cuanto Slenderman vio el cadáver de Gabriela la recoge con uno de sus tentáculos y la tira lejos, al parecer me está buscando. 

—¿Michael?

10898050 1524110877867747 8553229081336391533 n



Tuve una idea, me hice el muerto, se que es cruel hacer esto, pero ya no quería tener mas contacto con el. Cuando me vio "muerto" se acerco a mi, y me tomo con uno de sus tentáculos la cintura tal cual como un muñeco.

—Lo lamento-dijo este apenado-solo quería estar con el único amigo que tuve y ademas no me fije el valor que tenías, como lo siento.

Unos minutos después me dejó en el suelo, cuando se fue me levante lleno de ira y dije:

Toymaker

—Yo nunca te perdonare por lo que me hiciste, no tengo deseos de ir a buscarte y vengarme, pero si nos volvemos a encontrar te ignorare y si insistes te matare. 

Para ocultar mi identidad use una mascara completamente negra, una gruesa chamarra coj capucha y unos gruesos guantes negros.

Desde entonces he matado gente para sobrevivir, vengándome por todo lo que me hicieron convirtiéndolos en juguetes o torturandolos para luego perseguir a sus familias.

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar