FANDOM


Como era su extraña costumbre, desde el interior del armario, Hans permanecía absorto frente al reloj. A través del espacio de la rendija, contemplaba aquellas sombras moverse con vehemencia, semejantes a un baile siniestro; sentía como las piernas se le recogían, acurrucándose más en un rincón, producto del miedo. Ya sabía que la puerta rechinaría.

Y acto seguido vería la figura de su madre tendida en el suelo impotente frente a su padre, quien, poseído en una espiral de ira, rompía todas la figuritas de mamá sobre las repisas de la tienda, sosteniendo un enorme libro negro, el cual siempre llevaba consigo. Hasta que poco a poco se calmaba, tomaba una que otra figura en buen estado y salía a venderlas, mientras la mujer volvía a rehacer su trabajo sin derramar una sola lágrima.

Entonces el niño aprovechaba, mientras su madre tarareaba esa linda canción de cuna, espiarla y consolarla con el pensamiento, de abrazarla a la distancia, producto de su gran introversión. Solo miraba el gesto afable de aquella mujer, incansable en su afán hasta que el sol se acostaba en el horizonte y el dueño de la tienda, su padre, volvía del trabajo.

Hans se encerraba a sí mismo por inercia, como si siempre hubiera pertenecido a ese lugar oscuro; tranquilamente seguía escuchando aquella melodía de su madre al hacer sus figuras. Esta vez creaba un muñeco de mayor envergadura, hecha como todas las anteriores de cera.

Su "gran creación", muy parecida a la de su padre, quizás simbolizando lo que ambos nunca habían tenido: aquel hombre de rostro afable y de sonrisa eterna. Hans quiso imaginar por algunos segundos ese gran momento en que por fin pudiera poseer una familia feliz, lejos de los insultos, muy lejos en un sueño hermoso. Durmió. Quizás por horas, hasta que un golpe similar al de un cuerpo pesado en contacto con el suelo, le despertó. No escuchó la melodía de su madre ni los gritos acostumbrados. Solo un silencio que le hizo imaginar lo peor. Quiso sentir un indicio de vida que lo sacara de ese trance, aguantando incluso la respiración, como de la otra habitación se escuchaba un gemido, el de una mujer.

Trémulas la articulaciones, Hans abrió la puerta y observó el cuerpo de su madre llorando frente a la cama. Le llamó la atención encontrar todo en orden y un rastro de cera conducirlo justo a las rodillas de mamá. Cuando se asomó por la baranda de la cama destapó el cuerpo tendido en el colchón, sacando la manta blanca que lo cubría. El cuerpo de su padre con los ojos y bocas abiertas, muerto aparentemente por asfixia, aún sosteniendo ese libro negro en sus manos...

- Acabas de matar a mi padre- dijo el niño aún shockeado.

- He matado a nuestro padre, nuestro único padre.

Cuando el libro resbaló de las manos del hombre muerto, Hans lo tomó y le echó un vistazo a la cubierta con la siguiente inscripción: "MAGIA NEGRA", y a la mujer con una expresión de tristeza incontenible. Por primera vez, ambos lloraron y se abrazaron. Entonces una mano muy familiar tocó el hombro de Hans. Volteó y pudo ver aquella sonrisa eterna en ese rostro afable.

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar